Gf teen himno - Hino da tf teen em espanhol



Todos pasan por dificultades en la vida, por eso, ser ayudado y resolver sus problemas depende de a quien usted confió su vida. El cristiano elige depender de Dios. No importa el problema que se tenga, la enfermedad más grave, el sueño a realizar, nada nos hace dudar de la existencia y del poder de Dios. Si estamos en Su Reino tenemos el cuidado y la protección de nuestro Rey Jesús. Además de eso, tenemos el privilegio de poder usar Su Nombre, tener Su Palabra y poseer Su Espíritu dentro de nosotros. 

Con el bautismo en el Espíritu Santo recibimos poder. Y ese poder no es para imitar y si para esparcir y contagiar a muchos para conocerlo. Dios pidió a Abraham para sacrificar lo que él más quiso en toda la vida. Su propio hijo Isaac. Por un momento, Abraham pensó que tenía que matar a su hijo, pero Dios solo quería ver su Fe. Sin saber que estaba siendo llevado para el sacrificio, el niño preguntó dónde estaba el cordero que iban a sacrificar. Abraham entonces respondió: “Dios proveerá el cordero para el holocausto”. 

Él tenía certeza que realmente Dios iba proveer. Cuando enfrentamos situaciones difíciles, nos acordamos de Abraham, que pensó en el poder de Dios y consiguió decir por la fe: “Dios proveerá!”, y recordamos también de muchos otros que han experimentado la obediencia y Su Poder. Dios había prometido a Abraham que él sería el padre de una gran nación, entonces isaac, el niño iba a sobrevivir. Abraham no sabía cómo, pero confiaba en la promesa. 

Hasta creía que Dios podía resucitar a su hijo, en caso que él realmente muriera. Eso es Fe. Es creer que todo es posible y que, lo que Dios prometió, Él cumplirá. Por no conocer al Dios que seguimos, nosotros sus hijos, no usamos palabras negativas, como: no consigo; No tengo esa capacidad; Está muy difícil. Decimos, si: “todo puedo en aquél que me fortalece”. Filipenses 4:13.

Su testimonio


Como ha sido su testimonio delante de las personas a su alrededor?
Si analizamos, es decir, si miramos para nuestro pasado, antes de nuestra conversión, sabríamos muy bien lo que significa “testimonio ”. Así es, tener o dar testimonio, es mostrar naturalmente que fuimos y somos transformados en Cristo Jesús. No nos preocupamos mas en como reaccionariamos si alguien nos ofende, entristece, desmoraliza, etc; ya no.
Si hubiese sido antes, ahi sí ! Íbamos buscar la manera de que nuestra voluntad natural o “carnal”, prevalezca. Pero, siendo nueva criatura, lo que nos importa es que delante de todos y de cualquier situación, debemos si por “deber ” dar un buen testimonio.
Hay un pasaje claro que nos dice: “toda árbol bueno dá frutos buenos , pero el árbol malo dá frutos malos. El árbol bueno no puede dar frutos malos, tampoco el árbol malo puede dar frutos buenos. Todo árbol que no produce frutos buenos es cortado y lanzado al fuego. Así también , por sus frutos los conoceréis (Mt 7:17-20)
Entonces podemos concluir que, nuestro testimonio debe ser como los frutos. Es mas, los buenos frutos! Pues siendo así, se torna natural en nuestro dia a dia.
Si peleabamos , no peleamos más! Si mentíamos, no mentimos más! Si haciamos cualquier cosa mala, no hacemos mas! Todo por el buen testimonio delante de los hombres y principalmente delante de Dios. Acordandonos que también esto se aplica en nuestra manera de vestirnos y de tratar a las personas. Si somos hijo ejemplar para nuestros padres también . Es muy bueno saber que todo lo bueno que hacemos refleja como testimonio de lo que hemos sido.
Nuestro buen testimonio, muestra el carácter de nuestra conversión!